twitter o la influencia

07/03/2012

Según la RAE, ‘influyente‘ es alguien o algo que influye. ‘Influir‘, dicho de una persona o de una cosa es jercer predominio, o fuerza moral. E ‘influencia‘, siempre según la RAE, significa, entre otras acepciones: poder, valimiento, autoridad de alguien para con otra u otras personas o para intervenir en un negocio.

¿A qué viene todo esto? Más allá de que nunca está de más acudir al diccionario para ganar un poco de vocabulario, se debe a que esta tarde me he encontrado con una web (los30tuiteros.com), que se presenta como ‘El ranking científico de los tuiteros más influyentes de Latinoamérica y España‘.

En primer lugar me ha llamado la atención el carácter ‘científico’ del ranking. Según la metodologíatoman en cuenta el número de replies. Para evitar el factor troll, asignan un voto a cada usuario que responde al político, periodista… Finalmente, mezclan este factor con otras variables, obteniendo el número de fans’... Vale, me lo creo todo… y el resultado es…

… el resultado es una base de datos con las cuentas de Twitter de políticos, periodistas, futbolistas y otros personajes con alto desempeño en dicha herramienta, tanto en España como en otros países latinoamericanos. Dejando al margen la lista de futbolistas (la sola insinuación de que los futbolistas tienen influencia sobre alguien, me da escalofríos); y la de periodistas (quizás la valore el próximo ranking), me ha llamado especialmente la atención la lista de los 30 políticos más influyentes en twitter.

La lista es de lo más variopinta: hay cargos electos nacionales, autonómicos y locales; ex políticos de primera fila; personajes muy conocidos, poco conocidos o simplemente desconocidos para el gran público,… Eso sí, mayoritariamente hombres: entre las diez primeras posiciones sólo aparecen tres mujeres: Esperanza Aguirre (7), Mónica Oltra (8) y Cristina Cifuentes (9).

Me detendré unicamente en los 5 primero puestos:

1. Gaspar Llamazares

2. Mariano Rajoy

3. Alberto Garzón

4. Esteban González Pons

5. Toni Cantó

Para empezar diré que sólo sigo a uno de estos 5 políticos tan influyentes en twitter. Si amplío la lista hasta los 30, me sigo quedando en uno solo. Quizás al final diga quién es, o quizás se pueda intuir por los comentarios. Veamos:

1. Gaspar Llamazares @GLlamazares

No sé si a Llamazares le habrá hecho ilusión saberse líder de los políticos más influyenes en twitter, máxime cuando en su propio partido su influencia es cada vez menor. Bueno, sí lo sé.

2. Mariano Rajoy @marianorajoy

Señor Presidente: Simplemente agradecerle que el tiempo libre que le deja el manejo de la excavadora para derribar el Estado de Bienestar, lo dedique en acercarse al pueblo a través de las herramientas 2.0.

3. Alberto Garzón @agarzon

Representante del 15M que dio el paso a la política tradicional… a través de twitter. Es el sino de los tiempos: superación de lo analógico por lo digital… desde el fondo (intranscendente) del hemiciclo.

4. Esteban González Pons @gonzalezpons

Reconozco que tengo debilidad por el ex-portacoz del Partido Popular. Reconozco también mi desilusión cuando Rajoy lo dejó fuera del Gobierno: hubiera sido un fantástico Ministro Portacoz, que hubiera dicho las cosas claras. Lo cierto es que no solo se quedó fuera del Gobierno, si no que en el último Congreso del PP, también ha sido relegado en sus responsabilidades. Eso sí, en twitter su influencia no deja de crecer. Seguramente su ilusión es comparable a la de Llamazares.

5. Toni Cantó @Tonicanto1

Que Toni Cantó sea diputado nacional sería suficiente prueba para justificar un cambio inmediato en el sistema electoral español. A día de hoy forma parte de la ‘élite’ política española. Toni Cantó es la élite política española. Es lo que hay. También lo es de twitter. Lo que tampoco dice mucho en favor de twitter.

De todo esto extraigo una conclusión: la influencia en twitter es directamente proporcional a la irrelevancia en la realidad política. Más o menos.

PD. ¿Habéis deducido a qué político sigo en twitter?… Pues no, no es González Pons.


síguenos en twitter

16/09/2011

Si al comienzo del verano me hubieran preguntado por dos personas que creía que nunca iban a tener cuenta en twitter, probablemente hubiera contestado que yo mismo y Mariano Rajoy. Al final del verano esta predicción se ha demostrado del todo errónea.

¿Por qué pensaba así? Pues porque Rajoy y yo nos parecemos. Ambos somos gente seria. Reflexivos. Poco dados a las florituras. Rigurosos analistas de la sociedad. A los dos nos gusta el fútbol. Todo eso, pensaba, era incompatible con tener cuenta en twitter.

Tengo que reconocer que fui yo el primero en caer en la contradicción: el 18 de julio. Rajoy ha tardado casi dos meses más: el 15 de septiembre. Ya somos dos twitteros más. En mi caso, por aburrimiento. En su caso, porque se acercan elecciones generales. Ambas razones justifican sobradamente el cambio de actitud.

Mi primer tuit fue, en respuesta a otro, el siguiente: “Einstein decía que la locura es hacer la misma cosa una y otra vez esperando obtener diferentes resultados. ¿Estamos locos?“. Fue retwitteado. Por una persona conocida… he de admitir. Desde ese primer tuit, unas decenas más de aportaciones en relación a formación, empleo, política… y otras cuestiones de mayor importancia.

Rajoy rompió el hielo twittero con el siguiente mensaje: “En el AVE llegando a Barcelona. A pesar de mi inexperiencia estreno con ilusión mi Twitter en el que cuento con todos. MR“. Fue rettwiteado más de 100 veces. Bajó un poquito el nivel en el segundo tuit: “Gracias por esta gran acogida. De regreso a Madrid. Tengo reunión con Tajani, VP y Com. europeo de Industria y Emprendimiento. MR“. Solo 65 retwitts. En el tercer tuit volvió a contraatacar: “Coincido con Santiago Segura y Julio José Iglesias en el avión. Recordamos cuando asistí a la presentación de Torrente 3. MR”. De nuevo más de 100 retwitts. Como parecía broma, en el cuarto tuit dejó constancia fotográfica. Más de 100 retwitts.

No seré yo quien de lecciones de twitter a nadie, y habrá que esperar a ver cómo son los futuros tuits, pero sí que esperaría un mayor nivel e interés en las aportaciones del que aspira a ser presidente del gobierno de España.

En mi caso puedo mantener el modesto nivel de mis comentarios ya que mis aspiraciones profesionales son también modestas. De momento no aspiro a ser presidente del gobierno de España. Sólo de momento. Quién sabe.

No hagas como yo, y sigue a Rajoy en twitter: @marianorajoy

No hagas como Rajoy, y sigue al ornitorrinco en twitter: @ornitorrincosoy